Compartir

Cómo redactar un contrato de arrendamiento

Por Alberto Fabra . Actualizado: 16 enero 2017
Cómo redactar un contrato de arrendamiento
Imagen: muchoalquilo.com

Probablemente alguno de nosotros o algún familiar, posea alguna vivienda, local u oficina que les pertenezca pero no le estén sacando ningún provecho. En ese caso, y si queremos ganarnos un dinero extra, podemos plantearnos la posibilidad de alquilarlos a alguien que esté interesado en ellos. Sin embargo, la actividad de alquilar está regulada, por ello en este artículo de unComo te explicamos cómo redactar un contrato de arrendamiento.

También te puede interesar: Cómo es un contrato de alquiler verbal
Pasos a seguir:
1

Un contrato de arrendamiento o de alquiler es aquel en el que un poseedor de una propiedad le cede el uso a otra persona a cambio de una cantidad de dinero, para que esta pueda realizar en el lugar alquilado las actividades que queden dispuestas en el contrato. Estos se encuentran regulados por la Ley de arrendamientos urbanos,recientemente reformada en 2013.

2

El primer paso es incluir toda la información personal necesaria de ambas partes, tanto del arrendador como del arrendatario, así como otros detalles esenciales. Necesitaremos:

  • DNI o algún documento equivalente de identidad, en el caso de que sean extranjeros.
  • Nombres, apellidos, y estado civil de las partes.
  • Fecha y lugar en la que se realiza el contrato.
  • Datos del inmueble en alquiler, generalmente con la dirección es suficiente.
  • Si se está alquilando a una empresa, la razón social, el NIF y su inscripción en el registro mercantil.
  • Fecha de entrada en vigor del contrato.
3

A continuación en las especificaciones del contrato tendremos que redactar todas aquellas condiciones que deban de cumplir ambas partes. Como mínimo, hay que tener en cuenta las siguientes:

  • Duración del contrato.
  • Cuota que se tendrá que pagar por el uso del inmueble, así como la periodicidad de las mismas.
  • Revisión de la renta, que en principio deberá estar acorde con la evolución del IPC.
  • La fianza y los casos en los que el propietario podrá hacer uso de ella.
  • Garantía o aval, si el propietario lo considera necesario.
  • Pago de suministros como agua, electricidad o gas.
4

Posteriormente, también pueden detallar otras condiciones más específicas, que en principio tienen una regulación básica prevista por la ley, pero que los contratantes pueden ajustar a sus necesidades si lo consideran necesario. Suelen ser:

  • Periodo de aviso antes de dejar el alquiler. Normalmente el inquilino tendrá que avisar con un mínimo de 30 días de antelación, pero esta condición es modificable.
  • Periodo de aviso por parte del propietario para disponer de la vivienda. La ley dice que debe avisar con al menos 2 meses, pero pueden ajustar este periodo de tiempo.
  • Como actuar en caso de impago.
  • Otras cuestiones excepcionales.
5

Finalmente, deberán de firmar las partes contratantes así como el testigo, que deberá de ser un notario.

6

Es recomendable una vez que el contrato esté finalizado y antes de firmarlo, que sea revisado por el propio notario o por algún abogado para que verifique que respeta todas las leyes referentes al alquiler.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo redactar un contrato de arrendamiento, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Economía y negocios.

Escribir comentario sobre Cómo redactar un contrato de arrendamiento

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo redactar un contrato de arrendamiento
Imagen: muchoalquilo.com
Cómo redactar un contrato de arrendamiento

Volver arriba