Compartir

Cómo controlar a los morosos

Por Carles Bonàs. Actualizado: 20 enero 2017
Cómo controlar a los morosos

Actualmente, las facturas sin cobrar están a la orden del día llegando a acumularse en muchas pymes que no tienen suficientes recursos ni personal para gestionar los morosos. Si se trata de un número reducido de facturas, puedes recurrir a reclamar el pago de las mismas, aunque el problema aparece cuando las facturas impagadas se acumulan y hay clientes recurrentes que no pagan con frecuencia. Para poder gestionar esta situación, desde unComo te damos consejos para saber cómo controlar a los morosos.

También te puede interesar: Cómo hacer el inventario en un bar

Hablar con el deudor

Para evitar que que se retrasen o eviten el pago de las facturas, es recomendable llamar al cliente dos semanas antes del vencimiento para recordar que se acerca la fecha límite. Una vez se ha superado el periodo fijado, se debe llamar para conocer las razones del retraso ya que muchas veces puede ser por culpa de alguna incidencia con la factura o su recepción.

Negociar

Si se confirma que el retraso en el pago no se debe a ninguna incidencia relacionada con la factura, se puede llegar a un acuerdo con el deudor ofreciendo distintas alternativas. La más utilizada y recomendable consiste en negociar un fraccionamiento del pago, facilitando el pago del importe total mediante importes más pequeños. También se recomienda el cobro de intereses de demora, calculándolos teniendo en cuenta los días de retraso.

Gestión externa

En el caso de las pymes, donde el personal y el tiempo escasean, se puede externalizar la gestión de los morosos a través de una compañía de gestión de cobro, siendo muy útiles cuando las negociaciones se complican. Estas empresas se dedican a la recuperación de la deuda a cambio de una comisión, agotando todas las vías posibles (amistosas, judiciales etc.).

Seguros de crédito

Esta opción es muy útil si se quiere restar preocupación ante posibles impagos ya que a cambio del pago de unas cuotas y unas primas, las compañías aseguradoras cubren un porcentaje determinado de la deuda, de modo que la empresa cobra la mayor parte de la factura mientras que la aseguradora busca otras alternativas para cobrar la totalidad de la factura y quedarse la diferencia.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo controlar a los morosos, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Economía y negocios.

Escribir comentario sobre Cómo controlar a los morosos

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo controlar a los morosos
Cómo controlar a los morosos

Volver arriba